!!! La Economia Cubana y su impacto. La crisis del Euro y el dolar. Los problemas alimenticios del mundo. Las nuevas tendencias de gestion en direccion de los lideres. Sobre la economia China. Sobre el Socialismo y el Mercado. Visite los sitios del Turismo hacia Cuba y otros muy interesantes del mundo. Opine. Todo eso y mas influye en Cuba.!!

viernes, 31 de octubre de 2014

Ceños fruncidos en EEUU ante cambios en Cuba

Por Ariel Terrero
 
Otro editorial de The New York Times confirma que la política de bloqueo económico a la mayor de las Antillas pierde apoyo.

El gobierno cubano presiona el acelerador de los cambios de política económica, aunque con toda la gradualidad asiática que ha adoptado por influencia externa o cautela propia. Una reciente reunión del Consejo de Ministros confirmó avances en la apertura a inversiones extranjeras, a la par que reordena el sistema empresarial, entre otros ajustes. Independientemente de la velocidad, las transformaciones son un hecho. Lo han captado hasta políticos de Estados Unidos y uno de los medios de prensa más influyentes en ese país.

The New York Times publicó el pasado fin de semana su tercer editorial en oposición a la política de bloqueo económico de Estados Unidos al vecino socialista. Fiel, eso sí, a la denominación de embargo, el diario menciona opiniones de las altas esferas políticas de Washington que tildan de fallida esa política.

El artículo cuestiona la dependencia de la política externa de EEUU a los intereses de “un pequeño pero apasionado grupo de legisladores de ascendencia cubana”, cuya motivación define como “visceralmente personal”. A manera de conclusión, el medio reclama que los sentimientos de esa facción “no deben seguir anclando la política exterior estadounidense en un curso errado que ha generado tensión en las relaciones de Washington con sus vecinos, ha inhibido el comercio con la isla y le ha proporcionado al gobierno cubano una excusa para justificar sus fallas”.

El lunes 27 de octubre, Granma, órgano oficial del Partido Comunista de Cuba, reprodujo íntegramente el editorial del periódico estadounidense, sin añadirle matices ni interpretaciones propias, como en oportunidades anteriores.

Un día después la Asamblea General de las Naciones Unidas confirmó la percepción de The New York Times: votó de manera masiva –solo dos países en contra: Estados Unidos e Israel- a favor de una resolución presentada por La Habana bajo el título “Necesidad de poner fin al bloqueo económico, comercial y financiero impuesto por los Estados Unidos de América contra Cuba”. El mundo lo viene haciendo año tras año desde 1992.

La frustración creciente de los políticos norteamericanos ante la ineficacia de sus posturas anticubanas, encuentra abono en la fidelidad del gobierno de Raúl Castro al camino de transformaciones que tomó bajo la bandera de Actualización del modelo económico.

En reunión celebrada el pasado 24 de octubre, el gobierno de Cuba confirmó la prioridad que le otorga a los negocios con empresarios de otros países. El Consejo de Ministros aprobó la novedosa Cartera de Oportunidades para la Inversión, que contiene 246 proyectos con capital foráneo por un monto de 8.700 millones de dólares. Su presentación será el plato fuerte de la Feria Internacional de La Habana (FIHAV 2014), del 2 al 8 de noviembre.
 
El gobierno cubano aprobó nuevos pasos y políticas para reordenar la actividad empresarial y analizó irregularidades internas que afectan a su comercio exterior.

Al exponer la Cartera ante los demás miembros del Consejo de Ministros, el vicepresidente del gobierno, Marino Murillo, dijo que “constituye un aspecto esencial en el proceso de atracción de capital foráneo”.

Las primeras cifras que se han propuesto las autoridades no son desdeñables. Cuba empezaría a enmendar la severa caída de la tasa de formación bruta de capital o tasa de inversión, que alcanzó 6.846 millones de dólares en 2013, el 8,9 por ciento del PIB, según la Oficina Nacional de Estadísticas e Información (ONEI). Ese dato es muy inferior al promedio regional, de 22,9 por ciento del PIB, según la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL).

Ante los persistentes y sucesivos pasos de apertura cubana a las inversiones extranjeras, crece la inquietud de empresarios norteamericanos frente al terreno que en la nación antillana ganan rivales de otros países. Lo han evidenciado visitas como la que hizo a Cuba este año el Presidente de la Cámara de Comercio de EEUU, Thomas Donohue.

El tercer editorial de The New York Times, entretanto, afirmó que “la reacción de quienes se oponen a normalizar la relación (con Cuba) sería tolerable, aún en la comunidad cubanoamericana, si se tienen en cuenta las oportunidades que una expansión del comercio, comunicación y relaciones interpersonales representaría para empresas norteamericanas y cubanos en la isla”.

La reunión del Consejo de Ministros pasó revista también a otros asuntos de primera importancia para la economía, vinculados con el reordenamiento del sistema empresarial. En esa dirección, aprobó una Política Integral de la Propiedad Industrial y nuevas propuestas vinculadas con las funciones y facultades de las Unidades Empresariales de Base. Avanzó en el propósito explícito de separar y delimitar las funciones estatales y empresariales, las reglas del juego para las formas cooperativas en el ámbito agropecuario y el chequeo de las irregularidades que afectan al comercio de Cuba con el exterior.

Entre estos últimos problemas, el ministro de Comercio Exterior e Inversión Extranjera, Ricardo Malmierca, citó una mala selección de proveedores, dilatados procesos de contratación y la incorrecta manipulación y transporte de mercancías. Aunque señaló una disminución de los gastos por estadía de buques y contenedores, Malmierca reconoció “atrasos en las exportaciones como consecuencia de deficiencias en la planificación y la operatoria de la transportación interna”.

El Consejo de Ministros volvió sobre el tema siempre polémico de la dinámica demográfica, en un país donde el envejecimiento poblacional responde a “los bajos niveles de fecundidad, el incremento de la esperanza de vida y el saldo migratorio externo”, según reconoció Murillo, y despierta inquietud desde el punto de vista de la fuerza de trabajo disponible en el futuro.

La multitud de asuntos sensibles colocados sobre la mesa de los ministros ratifica la entrada del país en una etapa de transformaciones más complejas y, por lo mismo, de mayores tensiones. Aunque no se traducen todavía ni en beneficios sustanciales para la población, ni en reacciones de una economía en desaceleración y casi estancada, envían una señal de seria disposición a cambios de alcance, un detalle que no escapa a las miradas desde el exterior y, en particular, desde el Norte. (2014).

Cuba mejora su estado en mapa de derechos LGBTI

La representación cubana en la 27 Conferencia Mundial de Ilga es de 15 activistas.

Ciudad México, 31 oct.- Cuba comenzó a figurar entre los países con leyes que prohíben la discriminación por orientación sexual en el mapa mundial sobre los derechos de las personas no heterosexuales, que edita la Asociación Internacional de Lesbianas, Gays, Bisexuales, Trans e Intersex (Ilga).

La última actualización del documento circula entre los alrededor de 500 participantes de la 27 Conferencia Mundial de esta organización no gubernamental, que tiene lugar durante toda esta semana en la capital del país azteca.

Este cambio refleja la entrada en vigor en junio último del nuevo Código del Trabajo, que protege explícitamente los derechos laborales de las personas con orientaciones sexuales diversas. Utiliza además el término género en lugar de sexo.

Aunque las y los activistas locales critican que la ley no haya amparado además la libre identidad de género, lo cual afecta el acceso y permanencia en el empleo de las personas trans.

"Esta información gráfica va a dar más "salsa" a la discusión sobre el Código de Trabajo en Cuba, porque como se esperaba, la aprobación de la ley ha tenido repercusión internacional", valoró Manuel Vázquez, coordinador de las redes sociales que apoya el estatal Centro Nacional de Educación Sexual (Cenesex).

El también asesor jurídico del Cenesex explicó que antes Cuba figuraba en el mapa de Ilga entre los estados con una legislación no específica sobre la protección y el reconocimiento de los derechos de las personas lesbianas, gays, bisexuales, trans e intersexuales (LGBTI).

"Ya tenemos un color diferente que nos coloca dentro del grupo de países que prohíben la discriminación por orientación sexual", apuntó Vázquez, quien integra la delegación cubana a la conferencia mundial de Ilga.

"Ojalá para la próxima cita de este evento estemos colocados en otros colores porque hayamos avanzado en la protección de los derechos de las personas con orientaciones sexuales diferentes a la heterosexual y otras diversas identidades", valoró el especialista.

A la pregunta de la Redacción IPS Cuba sobre la posibilidad de que el país reconozca legalmente las uniones homosexuales y el derecho a la adopción de las personas LGBTI, el abogado respondió:

"Posible en Cuba puede ser todo. Lo que falta es desoxidar un poco más esas estructuras que obstaculizan este asunto. La propuesta está, solo faltar darle el pequeño empujón. Las condiciones están creadas".

Desde hace ya más de un lustro las no gubernamentales Federación de Mujeres Cubanas y la Unión Nacional de Juristas de Cuba preparan una propuesta de modificación del Código de Familia que, entre otros avances, daría algún tipo de reconocimiento jurídico a las parejas homosexuales en la nación caribeña.

En septiembre pasado, el secretario del Consejo de Estado de Cuba, Homero Acosta, dijo a la prensa local que la actualización de la norma sobre las relaciones familiares está entre las prioridades del parlamento.

Más de 15 activistas de Cuba de distintas orientaciones sexuales e identidades de género participan en este encuentro internacional, que concluye hoy.

Hasta el momento, la delegación constituye la mayor participación de activistas LGBTI cubanos en un encuentro internacional realizado fuera del país.

Cuba presentó su candidatura para optar por la sede de la próxima Conferencia Mundial de Ilga en el 2016, luego de haber organizado en mayo último la reunión regional del acápite para América Latina y el Caribe.

Ilga reúne a más de 1.000 organizaciones que abogan por los derechos de las personas LGBTI en todos los continentes. Es la única agrupación de su tipo que tiene estatus consultivo ante el Consejo Económico y Social de las Naciones Unidas. (2014)

jueves, 30 de octubre de 2014

Normalidad y progreso en Cuba

Por Fernando Ravsberg, Cartas desde Cuba

El domingo me invitaron a formar parte de un panel del Circulo de la Confianza en la Fábrica de Arte deCuba. El tema se centraba en el progreso, que significa el concepto, si Cuba progresa con las reformas y que se debería hacer para tener un futuro de progreso.

A pesar de lo denso del asunto, la sala estaba repleta de cubanos de todas las edades y se mantuvo así hasta el final. Muchos expresaron criterios muy sólidos pero el más aplaudido fue el concepto de que no puede haber progreso sin participación ciudadana.

Volví a escuchar el deseo de que Cuba se convierta en “un país normal” y me sorprendió que a continuación expresaran que eso implicaba dar acceso a todos a internet, tener un salario que les permita a todos vivir dignamente y viajar a otras partes del mundo.

Me parece muy bien que los cubanos aspiren a un progreso que los incluya a todos y no solo a una minoría pero si lo lograsen no serían “un país normal” sino una excepción dentro de una región que ostenta el triste privilegio de tener la mayor desigualdad del mundo.

Excepto en Cuba, el trabajo infantil es “normal” en casi toda Latinoamérica

En nuestro continente conviven algunas de las mayores fortunas del orbe con niveles de miseria y marginación terribles. Un termómetro es Brasil, la gran potencia regional, donde Lula y Dilma acaban de sacar de la extrema pobreza a 40 millones de personas y aún les queda mucho por hacer.

Quienes hablan de que Cuba se convierta en un “país normal” no pueden estar pensando en la normalidad de Holanda, Suecia o Canadá. Sería un total desvarío pretender que una nación subdesarrollada y de muy escasos recursos naturales alcance esos niveles de bienestar.

La única “normalidad” que Cuba podría alcanzar a corto o mediano plazo es la de su región, la de Latinoamérica, donde no todos participan del progreso, muchos reciben salarios que no llegan a fin de mes y solo una minoría tiene acceso a internet o a viajar a otros países.

Las sociedades latinoamericanas toleran el trabajo infantil y los niños de la calle, sin un techo donde cobijarse, sin escuelas ni atención de salud. Es la normalidad que millones de personas vivan en las villas miseria, las callampas, las favelas o los cantegriles.

En mi viaje a Perú estuve en el desierto de Ica, en un oasis donde había una conexión a internet que, viniendo de Cuba, me dejó asombrado por su velocidad. Y entre las dunas de ese mismo desierto, en medio de la nada, nos encontramos con una villa miseria.

Los niveles de violencia de Cuba distan mucho de los de la región

La normalidad de nuestro continente es la de la violencia extrema, hasta en el pacífico Uruguay la seguridad se ha convertido en tema de campaña electoral. Los ejemplos de México, Colombia, Venezuela, Brasil o El Salvador los conocemos todos sobradamente.

Yo sé que no me corresponde a mi como extranjero decir a los cubanos hacia donde caminar pero si puedo expresar el deseo de que Cuba no se convierta en un “país normal” sino en una anomalía en la que el progreso abarque a todos los ciudadanos.

Deseo que todos los cubanos accedan a internet, puedan viajar y sobre todo tengan un salario digno que les permita vivir honradamente. Pero también deseo que en el altar del “progreso” no se sacrifiquen la salud, la educación, la atención a la niñez o la seguridad ciudadana.

Progresar todos juntos y sin perder lo alcanzado hasta hoy es el gran reto que enfrenta la sociedad cubana, pero eso solo se logrará si se plantean construir “un país diferente”, diferente a los de su región y diferente a lo que fue Cuba hasta el día de hoy.

Es además un progreso que, como expresó el público en el debate, debe contar con la participación de todos en la toma de decisiones. Ni siquiera eso garantiza el rumbo correcto pero siempre es más difícil errar cuando el camino se decide entre todos.



En el desierto peruano de Ica hay mejor Internet que en Cuba y una villa miseria en medio de la nada

¿Cómo serán los bancos del futuro? 10 visiones de los expertos

The Wall Street Journal

Alrededor de 100 de las mentes británicas más brillantes en el sector de la tecnología financiera se reunieron en la reciente conferencia inaugural del rubro FinTech organizada por Financial News y WSJD en Londres. El grupo, que incluyó a miembros de los 40 Líderes en Tecnología Financiera de Financial News, se repartieron en equipos de trabajo para evaluar distintos aspectos del futuro de la banca, incluyendo requerimientos regulatorios, inquietudes sobre seguridad, problemas de big data y las demandas rápidamente cambiantes de los consumidores.

Su misión, diseñar el banco de 2020. A continuación, algunas innovaciones clave que sugirieron:

1.Los bancos y las firmas financieras girarán en torno a las elecciones de los consumidores. Por ejemplo, a medida que usted gana y ahorra dinero, tendrá la opción instantánea y personal de delegar la administración de su dinero a un número de empresas, o manejarlo usted mismo. Podrá establecer un criterio que actualice automáticamente su portafolio con sus preferencias para, por ejemplo, invertir solo en negocios ecológicamente sustentables o en el país donde nació.

2.Los bancos del futuro estarán en los teléfonos celulares. Su teléfono, por ejemplo, recibirá información sobre oportunidades de inversión de manera instantánea y continua y se las presentará a usted.

3.Habrá asesores robots que evitarán que tome malas decisiones financieras, en tiempo real. Por ejemplo, si trata de comprar muchas acciones de una empresa, una herramienta automatizada le impedirá hacerlo. Si compra por puro impulso, digamos, una chaqueta que en realidad no necesita (la herramienta ya sabe qué otras chaquetas tiene usted), le dirá lo que está dejando de ahorrar para su jubilación o la educación de sus hijos.

Illustration by Nucco Brain

4.Poderosos algoritmos monitorearán el comportamiento de los datos de un banco para identificar amenazas de seguridad externas e internas.

5.Los bancos pueden convertirse en corredores de identidad, analizando y utilizando la información que tienen sobre sus clientes, proveyendo esa información a los clientes u otros proveedores para ofrecer productos y servicios específicos, como seguros, y determinar su capacidad de endeudamiento.

Illustration by Nucco Brain

6.Los bancos serán reemplazados por plataformas que funcionan casi enteramente a través de algoritmos y robots. Prácticamente se convertirán en compañías de tecnología que median información y análisis sobre clientes, productos y mercados.

Nucco Brain

7.La cuenta bancaria del futuro será agnóstica con respecto a los bancos: un ecosistema abierto donde puede manejar todas sus necesidades financieras presentes y futuras. Las cuentas de bancos serán como su número de celular, seguirá siendo su cuenta aun cuando la mude de una institución a otra. La cuenta representará su identidad y podrá mantenerla sin importar quién le esté ofreciendo el servicio, ya sea un banco, una gran firma de tecnología o una empresa joven.

8.La tecnología blockchain será ampliamente utilizada para distribuir, verificar y registrar una amplia gama de servicios financieros, haciendo el sistema financiero más descentralizado. Algunos riesgos desaparecerán, aunque aparecerán otros.

9.Las operaciones sociales se masificarán, con préstamos y otras transacciones realizadas a través de plataformas de redes sociales.

10.Productos de préstamos, hipotecas y manejo de riesgo descentralizados o generados por crowdsourcing (colaboraciones derivadas de convocatorias abiertas) se convertirán en la norma. Los intermediarios tradicionales serán eliminados, e inversionistas institucionales proveerán fondos para consumidores y negocios directamente a través de plataformas en línea.

Cuba da la bienvenida a la temporada alta de turismo


Apenas descienden las temperaturas y el frío ambiental se hace sentir, el destino turístico cubano da la bienvenida a la etapa de mayor alza en las llegadas internacionales, extendida hasta abril del siguiente año. Por eso, ahora se puede anunciar que Cuba comenzó la etapa alta de invierno en la cual "esperamos lograr buenos resultados y culminar el año creciendo en los arribos de visitantes, con respecto a 2013", afirmó Dalila González García, directora de Comunicación del Ministerio de Turismo.

Confirmó la continuidad de los planes de desarrollo de esta rama en el país, a pesar de la compleja situación económica mundial y destacó el incremento registrado hasta el octavo mes del año, cuando el país alcanzó la cifra de 2 071,533 visitantes internacionales, 3,7 % más, en comparación con igual período de 2013.

Son diversos los mercados que podrán contribuir con el aumento de los arribos, aunque los principales, según la funcionaria del Mintur, serán Canadá, el mayor emisor por tradición y también varias naciones europeas como Alemania, Italia, Francia, España, Holanda, Austria y Suiza. Se destacará China y, de Latinoamérica, se esperan incrementos de viajeros desde Venezuela, Chile, Colombia, Perú y Brasil.

En encuentro con la prensa, la funcionaria de Turismo dijo que el sector se está preparando con fuerza para asumir esta etapa tan promisoria, que hace aportes apreciables al ya cercano cierre de 2014 y, de igual manera, constituye una base sólida para los resultados del año entrante.

Anunció la apertura para la etapade rutas aéreas de Cubana de Aviación desde Costa Rica y otra frecuencia desde Cancún (México). Confirmó una nueva operación de Pegas y de la Línea Nordwind, a Varadero; así como el incremento de dos vuelos de Air Berlin, a Varadero, mientras a Santa Clara se abrirá la nueva ruta de la aerolínea Cóndor, desde Colonia, Alemania.

De Mérida, México, llegará Interjet a Cuba y la compañía LOT Airines, de Polonia, iniciará viajes a Cayo Santa María, al nordeste de Villa Clara, hacia donde se aumentarán dos vuelos semanales de Copa Airline. Desde Canadá, líder de las emisiones, se anunció una programación con importantes crecimientos, precisó la directora de Comunicación.

Acerca de los cruceros confirmó que habrá un incremento de las entradas de embarcaciones como Cuba Cruise, de Canadá, y Star Clipper y Hamburg, ambas de Alemania. Desde el Reino Unido anunció la entrada del ya conocido Thomson Dream y del crucero Balmoral; en tanto desde Estados Unidos se prevén escalas del barco Panorama y del Semester at Sea. A estos se le adicionarán otras operaciones puntuales más tradicionales, y en total sumarán más de 200 escalas en la temporada alta.

Mejora la planta hotelera

En las distintas regiones turísticas del país están disponibles cerca de

62 000 habitaciones hoteleras y a su mejoramiento se ha dirigido este año el proceso inversionista. Como una novedad se incorporarán a la comercialización gran cantidad de cabañas de madera de alto estándar, localizadas en Cayo Largo del Sur, Cayo Levisa y Cayo Coco.

También siguen las inversiones en los hoteles de ciudades patrimoniales concebidos para prestar servicios personalizados y diversificar las ofertas, en esas singulares ciudades que sobresalen por su historia, arquitectura y cultura.

Según Dalila González, en Pinar del Río se reabrirá el Hotel Rancho San Vicente y los nuevos módulos de cabañas cinco estrellas por su alto estándar, en Cayo Levisa. Además, en Soroa se han recuperado habitaciones y se ha consolidado el producto ecológico.

En la información presentada a la prensa se destacó también a Cayo Largo del Sur, donde fueron terminadas 23 nuevas cabañas en el hotel Playa Blanca y en Villa Iguana y, según se anunció, se pondrán en operaciones 15 módulos de cabañas, con 60 habitaciones y un restaurante.

Muy significativa para la capital fue la terminación y reapertura del hotel Capri, con 220 habitaciones y la entrada en explotación en noviembre, del hotel Blau Arenal, con 219 habitaciones. De igual manera prosiguen las inversiones en los hoteles Comodoro y Riviera.

De forma paulatina en Matanzas se recupera el producto, tanto en las habitaciones sin comercialización como en el mejoramiento de otros espacios, fundamentalmente, en los hoteles Bella Costa, Brisas del Caribe, Iberostar Taínos y Kawuama, entre otros. Se trabaja en el nuevo producto hotelero del hotel Internacional, que aportará 519 habitaciones de alto estándar, cuyo diseño se concibió en concordancia con las nuevas tendencias del turismo y mercado actual.

Al centro del país, en Villa Clara, se preparan tres hoteles E, con vistas a la celebración del aniversario 500 de la ciudad de Remedios, además la extrahotelera Palmares inaugurará nuevos productos recreativos, en tanto, la cadena de tiendas Caracol, abrirá áreas con servicios especializados en la venta de habanos.

Con motivo del aniversario 500 de Sancti Spíritus este año iniciaron sus prestaciones un hotel E, con 12 habitaciones, un Ocio Club y una taberna, y se sigue el proceso para mejorar la planta habitacional. En Trinidad, a propósito de los cinco siglos de esa villa patrimonial, se puso en operación un hotel y varias instalaciones extrahoteleras, y prosigue la ejecución de los hoteles Palacio Iznaga y Pansea Trinidad, que serán abiertos a inicios del próximo año.

En los cayos al norte de Ciego de Ávila en diciembre comenzarán a trabajar 11 módulos de cabañas, con 44 habitaciones y para 2015 se prevé la inauguración del Resort Cayo Coco, con 566 habitaciones.

Tres hoteles E, con 46 habitaciones iniciaron sus servicios en Camagüey, además se entregaron al Grupo Palmares, tres instalaciones multiservicios y se trabaja para iniciar la comercialización de otro hotel E, con 32 habitaciones. La playa de Santa Lucía mantiene los trabajos en el Residencial Santa Lucía, que en la primera etapa terminará 18 habitaciones y en una segunda etapa llegará a 205.

Acerca de las provincias del oriente del país se destacó la preparación del hotel Plaza, de Puerto Padre, en Las Tunas, mientras de la provincia de Holguín se habló sobre la construcción del hotel Albatros, de 515 habitaciones. Asimismo, en la información ofrecida por el Mintur se dieron detalles de la construcción de los hoteles Imperial y Punta Gorda, ambos en Santiago de Cuba.

Fihav 2014, eficaz plataforma para impulsar la Inversión Extranjera

Entrevista concedida a OPCIONES por el presidente de la Cámara de Comercio de la República de Cuba, Orlando Hernández Guillén, quien se refirió al programa de la Feria, que tiene como plato fuerte la presentación de la cartera multisectorial de negocios del país, contentiva de 246 proyectos, evaluados en casi 9 000 millones de dólares.

La XXXII Feria Internacional de La Habana (Fihav 2014), que sesiona esta semana en el recinto ferial de ExpoCuba, tendrá como eje central la prioridad que el país ofrece hoy al incentivo de la participación del capital foráneo en la economía nacional, con el fundamento de la recién estrenada Ley 118, renovadora en cuanto a los preceptos que impulsa hoy la inversión extranjera en la Mayor de las Antillas.

Y no es que lo comercial deje de ser el ler motivo de la Feria. Se trata de que ese encuentro sirva como oportuna vitrina para presentar también los nuevos proyectos, intereses y oportunidades de negocios relacionados con la inversión foránea e identificados en múltiples ramas y sectores.

En entrevista con el presidente de la Cámara de Comercio de la República de Cuba, Orlando Hernández Guillén, a propósito de la celebración de Fihav 2014, conocimos el por qué la mayor bolsa comercial del país este año se dedica a la Inversión Extranjera (IE).

- En la actual renovación de su modelo económico, Cuba apuesta por la Inversión Extranjera, no ya como complemento sino cual elemento fundamental para su desarrollo, ¿qué expectativas hay teniendo en cuenta que precisamente esta edición de Fihav se dedica al tema?

-Las expectativas son muchas y es por ello que se decidió dedicar esta bolsa comercial, la más importante del país, a un elemento tan trascendente como la inversión de capital externo. No será solo un momento especial para impartir conferencias, promocionar la nueva Ley de Inversión Extranjera o intercambiar sobre su alcance.

"Lo más significativo es poder presentar una cartera de 246 proyectos concretos por un valor ascendente a casi 9 000 millones de dólares, esencial en este proceso de atracción del capital foráneo cuya actualización forma parte del cronograma de implementación de la política para la inversión extranjera.

"Todo esto no ha sido algo de un momento, es el resultado de un profundo examen multisectorial, del cual se conoce desde que comenzó a promocionarse Fihav en Cuba y el exterior, con el énfasis puesto en la IE para favorecer el desarrollo de la nueva política y su marco regulatorio.

"Por eso, el lanzamiento de esta cartera de proyectos es un cambio radical en cuanto a cómo el país había implementado antes la inversión, pues ahora se trata de planes dirigidos hacia donde se requiere ese capital, con datos técnicos, números concretos, estudios de prefactibilidad y hasta las directivas de la negociación, de forma tal que quien se interese pueda rápidamente tomar una decisión y concretar algún acuerdo.

"Todo este escenario de tanta concurrencia empresarial es muy propicio para hacer la presentación de la diversa y amplia cartera, con grandes expectativas sobre el comienzo de todo un nuevo proceso de asimilación de la IE en el país, que tendrá como punto de partida esta Feria en La Habana. Lo que queda luego es darle continuidad y seguir enriqueciéndola con nuevos proyectos.

"Precisamente una de las primeras actividades de Fihav será la conferencia magistral sobre el alcance de la Ley 118 que será impartida por el ministro del Comercio Exterior y la Inversión Extranjera, Rodrigo Malmierca."

-En cuanto a la IE, ¿la Feria se centrará también en las potencialidades de la Zona Especial de Desarrollo Mariel como en la edición anterior?

-Según se ha previsto, se promoverán otras modalidades o ramas también atractivas para el capital externo a partir de la presentación de la anunciada carpeta multisectorial.

"Al igual que en la edición anterior, en la de 2014, es un objetivo esencial remarcar las oportunidades de proyectos en la Zona Especial de Desarrollo Mariel (ZEDM), dentro del marco legal que regula esa actividad que incluye incentivos en el régimen fiscal, aduanal y de trámites en general.

"El año pasado se enfocaron a esa zona, se dedicaron conferencias y otras actividades de la Feria, pero en este, aunque Mariel sigue siendo de especial atención, se diversifica la promoción al resto de los sectores de la economía, de las modalidades de inversión e incluso abarca a todas las provincias del país y al municipio especial de Isla de la Juventud.

"En esta ocasión, la ZEDM tendrá su stand al igual que la Terminal de Contenedores del puerto del Mariel, que entró en operaciones desde enero último cuando fue inaugurado, y también estará presente la Oficina del SUCRE, donde especialistas de ese sistema informarán a expositores y visitantes sobre el novedoso mecanismo.

-En la Feria se presentará la nueva cartera de negocios ¿sobre qué bases se confeccionó?

-Sobre la base de las prioridades de los organismos, de las entidades, en el contexto de una estrategia y política para cada sector, que se viene aplicando en el país teniendo en cuenta hacia dónde se encaminan y cómo podrían concretarse mejor determinados planes o programas.

"E incluso se conoce qué tipo de inversiones se requiere, de qué forma puede darse la participación o acompañamiento del capital. Se trata de la primera cartera de oportunidades de negocios en este contexto. La vida irá enriqueciendo, ampliando o modificando los términos y decisiones sobre esos proyectos, se incorporarán otros y siempre se irán actualizando."

¿Qué sectores resultan más atractivos o están más adelantados en esta materia?

-Como se ha señalado en los últimos días, destacan los relacionados con la producción de alimentos, la industria farmacéutica y biotecnológica, la construcción, la minería, la prospección petrolera, la energía, en particular la renovable., entre otros que resultan decisivos para el desarrollo del archipiélago cubano.

"Son estos algunos de los sectores principales, los que más nos interesa promover, porque se considera que existen las mejores condiciones para la IE, aunque no son los únicos.

"Entre los más adelantados se destaca por supuesto el turismo, que ya cuenta con la experiencia de muchos años de acompañamiento del capital extranjero en la administración hotelera conjunta, entre otras modalidades de inversión."

¿Cómo será la participación del empresariado nacional en esta bolsa comercial?

-El empresariado nacional es muy importante en esta cita; por ello ocupa el pabellón central el cual cuenta este año con mayor número de espacios contratados que en la edición de 2013, pues en los cerca de 5 000 metros cuadrados se ubicarán más de 100 stands, que representarán a más de 300 empresas cubanas.

"Se dará prioridad a los productos y sectores de mayores potencialidades. Tal es el caso de la industria farmacéutica y biotecnológica, la alimentaria y energética, entre otros, además de las exportaciones de servicios y de rubros no tradicionales.

"Es la Feria una cita diseñada también para apoyar la promoción de las exportaciones locales y la sustitución de importaciones, señaladas como prioridades en los esfuerzos del país por actualizar el modelo económico."

-¿De qué manera influye la restructuración institucional de las entidades y organismos el país, en sus posibilidades de promover servicios o producciones en la gran cita comercial de ExpoCuba?

- La reestructuración es consustancial con la aplicación de los Lineamientos de la Política Económica y Social del Partido y la Revolución, ya que, por ejemplo, se aboga por la separación de las funciones estatales de las empresariales, y, en sentido general, exige más eficiencia y racionalidad en las organizaciones, empresas y unidades de base, en general.

"Al hacer más eficientes las entidades, ello se compensa con mejores resultados económicos, se racionalizan los recursos y todo ese buen desempeño se revierte, digamos, en lograr reducir el déficit financiero externo que tanto nos perjudica.

"Significa también avanzar a fuerza del desarrollo de las exportaciones y la sustitución de importaciones de alimentos y otros renglones, gracias a una mejor gestión empresarial. Es crecer en condiciones más idóneas y fomentar todo un ambiente propicio para hacer más atractiva la inversión pues contar con entidades saludables y potencialmente eficientes puede resultar muy seductor al capital externo.

"Será ello decisivo para que el país avance mejor tanto produciendo como exportando más, con mayor competitividad y rigor, como lo exige la implementación de los Lineamientos."

-¿Cómo se inserta en FIHAV el tema de las relaciones comerciales entre la Mayor de las Antillas y el Caribe teniendo en cuenta que en unos días sesionará en La Habana la cumbre Cuba-Caricom?

-En la Feria van a estar presentes, como es habitual, los países caribeños. Acuden igual que en otras ediciones, comitivas y delegaciones de naciones de la región, entre estas, lo mismo a nivel ministerial que empresarial, se esperan las de Trinidad y Tobago, de Santa Lucía, de Antigua y Barbuda, Haití, República Dominicana.

"En Fihav los nexos históricos con nuestra zona estarán expresados de una manera muy fuerte y se aprovechará esta cita para examinar cómo marchan las relaciones comerciales con cada país en particular y con el Caricom (Comunidad del Caribe) en su conjunto, con vistas al cumplimiento de los propósitos de la celebración de las actividades de la Cumbre de diciembre en La Habana.

"La Cámara de Comercio de Cuba, según lo previsto, tendrá contactos e intercambios de trabajo con varias homólogas del área y está proyectada la suscripción de algunos convenios para apoyar la labor de promoción y divulgación, en particular con Trinidad y Tobago, de acuerdo con sendos intereses de estas instituciones."

Concluye hoy cita de expertos para prevenir y enfrentar el Ébola

Por: Ismael Francisco, Susana Tesoro

La Reunión Técnica de Especialistas y Directivos para la Prevención y el Enfrentamiento al Ébola que sesiona en La Habana, continúa hoy con la presentación de propuestas de cada una de las cuatro comisiones referidas al manejo clínico, la epidemiología, la formación y capacitación de recursos humanos, y a la comunicación social.

La Comisión que debatió el tema de la comunicación social argumentó cómo este aspecto es vital para que la población conozca cómo conducirse y dieron especial importancia al proceso educativo para la prevención, manejo y enfrentamiento del Ébola, no solo para la población, sino también dentro del personal médico, con los cuales se trabaja desde la percepción de riesgo.

Para Leticia Linn, una joven uruguaya comunicadora de la OPS, es de vital importancia la transparencia en la comunicación, para evitar las brechas que pueden aprovechar medios de prensa sensacionalistas o malintencionados.

Comentó que había estado en Liberia a mediados de año cuando había más de 120 casos, y la experiencia vivida allí le hizo concluir que las condiciones en ese país son muy difíciles para la comunicación, pues el 40 % de la población es analfabeta, y los medios de información exigen pagos para publicar cualquier tema. En ese caso sólo queda como manera más efectiva la difusión boca a boca, lo que propicia una cultura del rumor y cual hace de la comunicación en un gran desafío.

Comentó Linn que los mensajes solo salían del ministerio de salud con mensajes muy básicos mientras determinadas tradiciones como tocar a los fallecidos en los funerales, tampoco ayudaban.

Entonces, con aquellos vientos en contra era difícil buscar la forma de orientar a esa población que estaba además temerosa, pues no podemos negar que se trata de una enfermedad nueva.

La experta refirió que a su regreso estuvo angustiada pendiente de que se cumplieran los 21 días para descartar el contagio, pues no hay ninguna otra garantía más certera que esa.

La recomendación de esta joven comunicadora ponía como primera e importante acción, dar el anuncio temprano y oportuno cuando aparezca un caso, “la transparencia –dijo- es la clave para fomentar confianza en la población con mensajes concretos, sin decir ‘todo está bajo control’, porque esa frase es contraproducente, la gente sabe que si así fuera no habría tantas acciones en la región”.

Propuso además pensar en un mecanismo de comunicación en cada etapa, un mapa de mensajes, capacitar a líderes locales y periodistas, emprender medidas para el monitoreo de las redes sociales y los medios en esa importante dirección, y designar a un vocero.

Iván Barreto del ministerio de Educación de Cuba dijo que hay un público importante: los alumnos y que los maestros son un vehículo de información incalculable para las familias.

Raúl Garcés, decano de la Facultad de Comunicación de la Universidad de La Habana, advirtió que en materia de comunicación hay que acometer acciones a nivel nacional primero. Cualquier mensaje que vulnere la realidad puede resultar contraproducente, agregó y recomendó reciclar las buenas prácticas como spot televisivos y otras formas de ofrecer información a los grandes públicos.

La Doctora Marcia Cobas, viceministra de salud de Cuba y moderadora de esta comisión concretó que sería útil crear un espacio en la web informativo y educativo, donde la población pueda acceder a un espacio confiable.

En la Comisión de manejo clínico, Alfredo González, viceministro cubano de Salud Pública, destacó la necesidad de lograr una coordinación de esfuerzos a nivel regional en la prevención del virus, desde una detección temprana y un proceso de control riguroso.

Dijo que, aunque en Cuba no hemos tenido ningún caso, se han establecido una serie de procedimientos que tienen como guía las regulaciones de la Organización Panamericana de la Salud (OPS) para el manejo de un enfermo.
Valeska De Andrade, consultora para el Control de Infecciones de la OPS, señaló que el manejo clínico requiere una atención permanente en casos de sospecha o confirmación del virus, para lo cual es necesario crear centros especializados de diagnóstico que estén al alcance en todas las naciones, además de un personal capacitado y diferentes niveles de tratamientos.

Sobre estos tratamientos, Rafael Pérez Cristiá, del Centro para el Control Estatal de Medicamentos, expresó que se debe tener un extremo cuidado con el proceso de estudios experimentales, así como con las condiciones de seguridad biológica de los productos que se emplean para los tratamientos de ese tipo.

Destacó la alta prioridad que ha dado la OMS al desarrollo de muestras vacunales, terapias con anticuerpos monoclonales, antivirales, algunos de los cuales han demostrado su potencialidad en estudios preclínicos. Reafirmaron que a cada paciente con sospecha de ébola se le debe hacer un seguimiento a toda la sintomatología, con una pesquisa profunda en la historia clínica, de modo que se logren diagnósticos tempranos y certeros.

En la jornada de hoy los asistentes a esta cita visitarán el Instituto de Medicina Tropical “Pedro Kourí”, donde desde hace semanas se entrenan los profesionales que integran la brigada de colaboradores sanitarios cubanos que participan en la lucha contra el brote de ébola en varias naciones de África Occidental.
Los países informaron ayer


Reunión Técnica de especialistas y directivos para la prevención y el enfrentamiento al virus del Ébola que se efectúa en el Palacio de las Convenciones de La Habana. Foto: Ismael Francisco/Cubadebate

En la jornada de ayer más de 20 países representados en esta cita expusieron su realidad y las medidas acometidas para enfrentar la enfermedad.

El Doctor Sylvain Aldighieri, responsable de la gestión de respuesta al ébola en Las Américas por la Organización Panamericana de la Salud/Organización Mundial de la Salud (OPS/OMS), alertó sobre el riesgo latente de que esta enfermedad se introduzca en la región, y destacó la importancia de la detección temprana de los casos para detener la cadena de transmisión.

El Doctor Francisco Durán, director Nacional de Epidemiología del Ministerio de Salud Pública de Cuba, afirmó que nuestro país está creando capacidades para el diagnóstico con todas las condiciones de bioseguridad, y recordó que en Cuba, al igual que en otros países, las vulnerabilidades ante la epidemia están en las fronteras, dígase puertos, aeropuertos, y marinas turísticas.

“Nosotros no tenemos la enfermedad, así que solo podría llegar mediante una persona que venga de un país donde el virus esté activo”, dijo.

Para llevar adelante todas las pautas, el Ministerio de Salud Pública de Cuba, en trabajo coordinado con el Estado Mayor Nacional de la Defensa Civil junto a otros organismos del Estado y sociales, ha establecido un conjunto de medidas, explicó el Viceministro primero.

Entre ellas mencionó la constitución de un grupo de trabajo de enfrentamiento al Ébola, que se auxilie con un Centro de Dirección que monitorea y evalúa la situación nacional e internacional durante 24 horas. Este grupo coordina técnicamente el Plan Nacional y realiza una reunión diaria para todas las decisiones que se requieran.

Como parte del programa cubano se organiza la atención médica en los diferentes niveles, desde el estado de sospecha, hasta la confirmación en la vigilancia epidemiológica, y se prepara a las instituciones médicas para ese proceso.

Para ello se adecuan a las condiciones nacionales los protocolos de la Organización Mundial de la Salud para la prevención y enfrentamiento.

Otra de las acciones en la estrategia cubana de prevención y control es incrementar las capacidades de diagnóstico en el Instituto de Medicina Tropical Pedro Kourí, desde el procesamiento de casos sospechosos de fiebres hemorrágicas.

En este sentido —comentó— se capacitan los recursos humanos de la salud en la prevención, diagnóstico y tratamiento del virus, junto a directivos, funcionarios y personal de otros sectores de la economía que participan en este proceso.
También se garantiza el aseguramiento logístico multilateral para el enfrentamiento a la epidemia, para lo cual se han realizado acciones de simulación en distintos escenarios de riesgo.

Se trabaja también en la orientación a cada organismo de la Administración Central del Estado y los Consejos de la Administración Provincial, en la elaboración de un plan de medidas específicas que aseguren la prevención y control de la enfermedad.

A ello se suma un programa integral de comunicación social que oriente oportunamente a la población sobre los elementos básicos en la prevención, con énfasis en la percepción de riesgo.

Portal Miranda aseguró que se garantizan las medidas de protección a diplomáticos, colaboradores y otros residentes cubanos que se encuentran en países donde existe riesgo o transmisión de la enfermedad.

Reiteró la disposición de Cuba de compartir sus experiencias en el control de epidemias y enfermedades con el resto de los países de la región, y la importancia de la cooperación en este sentido para fortalecer nuestros sistemas de salud, así como el plan de acción de las naciones para evitar a toda costa la propagación del Ébola en la región de Las Américas.

Claudia Morón, viceministra de Salud de Venezuela, expresó que la planificación, coordinación, prevención y contención son las directrices que han marcado la respuesta de salud en su país ante la amenaza de la epidemia.

La directora de Vigilancia del Ministerio de Salud de Costa Rica, María Esther Anchía, explicó que en su país se han reforzado las medidas de control en los puntos de entrada, como los aeropuertos, se ha mantenido informada a la población, se han realizado simulacros para evaluar los planes de contingencia, y establecido sistemas de vigilancia de casos sospechosos de contagio.

El jefe de Servicios médicos del Ministerio de Salud de San Vicente y las Granadinas, Simone Keicher, reveló que se ha restringido la entrada de viajeros provenientes de Sierra Leona, Liberia y Guinea Conakry.

Un plan de prevención que comprende a los hospitales, comunidades, puertos y aeropuertos ha sido la estrategia implementada hasta ahora por Santa Lucía, según explicó su representante, la Doctora Sharon Berman.
El Salvador apuesta por optimizar los esfuerzos, teniendo en cuenta los recursos limitados actuales del sistema sanitario, declaró el viceministro de Salud, Enrique Espinosa.

Las acciones de México se han enfocado en siete puntos fundamentales, explicó el director general del Centro de Programas Preventivos de ese país, Cuauhtémoc Mancha: Atención a los puntos de entrada, financiamiento para garantizar los recursos materiales y equipamiento necesario, vigilancia epidemiológica y preparación de la respuesta médica, sanidad animal, logística, vinculación internacional y una estrategia de comunicación social.

El representante de Nicaragua, Enrique Veteta Acevedo, resaltó que su país ha creado un gabinete de emergencia conformado por 17 instituciones, coordinadas por el Ministerio de Salud.

El ministro de Salud de Bolivia, Juan Carlos Calvimontes, anunció que su país donará un millón de dólares a la Organización de Naciones Unidas (ONU) para combatir la enfermedad en el mundo.
Representante de Estados Unidos reconoció respuesta cubana

El director regional del Centro de Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos para Centroamérica (CDC), doctor Nelson Arboleda, expresó su disposición para cooperar con Cuba y la región en el combate contra la epidemia del Ébola que ahora afecta a África Occidental.

El doctor Arboleda reconoció la respuesta cubana para combatir esta emergencia de salud como necesaria y muy bienvenida a nivel mundial.

El representante por Estados Unidos recordó que hasta la fecha se han detectado cuatro casos en ese país. Acerca de las medidas adoptadas para controlar el contagio, informó que existen planes en cuanto a la vigilancia epidemiológica y la protección de los trabajadores de la Salud encargados de tratar a los infectados.

Calificó esta reunión como una oportunidad excepcional para colaborar con el Ministerio de Salud cubano, así como con los demás países y organizaciones internacionales que participan en este esfuerzo.

Estamos aprendiendo muchísimo sobre cómo manejar a los pacientes con Ébola, cómo es la epidemiología y evolución –afirmó. Conocemos la enfermedad, sabemos cómo parar su ciclo de transmisión, qué hacer. Estamos realizando muchos esfuerzos en la región, subrayó en conferencia de prensa.

“Junto a la Organización Panamericana de la Salud (OPS) estamos identificando cómo podemos mejorar las capacidades de todos los países en América y el Caribe. Es muy importante saber y estar dispuestos a ser flexibles en nuestras intervenciones porque tenemos muchas habilidades, pero hay mucho que aprender todavía”, advirtió.

Según refirió el Doctor Arboleda, entre los aportes de la CDC en la lucha contra el virus sobresale el entrenamiento al personal médico que viajará a los tres países con transmisión activa.

“Sabemos que donde podría haber un riesgo alto de transmisión es entre los profesionales de la salud, es por eso que no es válido solamente el equipo adecuado de protección personal, sino que estén bien capacitados en cuanto a su uso, algo que vamos perfeccionando día a día”.

De conjunto con la Organización Panamericana de la Salud —dijo— se han hecho coordinaciones para realizar lo que se denominan misiones expertas, con vistas a identificar en cada país cómo mejorar los planes nacionales de respuesta al virus.

“Es muy importante resaltar que estamos trabajando con la OPS a nivel regional para enviar muestras de laboratorio de pacientes lo antes posible, tanto al CDC de Atlanta como a Canadá, para poder confirmar el diagnóstico de un posible caso en la región”.

Destacó además, la importancia que tiene la prensa en el aseguramiento de informaciones oportunas a la población sobre cómo identificar los síntomas de la enfermedad y cómo prevenirla.

“Sabemos que ningún país está libre de esta amenaza. Por ende, queremos que toda la región esté enfocada, se prepare y tenga los recursos necesarios y las habilidades”, aseveró.

Como resumen de este primer día de trabajo queda la preocupación y la intención de atender un asunto que amenaza al planeta. Todos los países y organizaciones representadas están convencidos de la seriedad de esta epidemia; sin embargo vemos cómo hay países con recursos materiales y culturales limitados para afrontar lo que tienen o que les puede venir encima.

La colaboración económica de los países ricos, organizaciones, incluso de los sectores de mayores riquezas de la sociedad mundial tienen ahora la oportunidad de ofrecer un aporte necesario para salvar no sólo vidas ajenas, sino quizás las propias, pues este terrible virus no distingue entre ricos y pobres, entre cultos e ignorantes. Unos tienen más posibilidades de contagiarse que otros, pero la realidad dice que todos estamos expuestos.


Reunión Técnica de especialistas y directivos para la prevención y el enfrentamiento al virus del Ébola que se efectúa en el Palacio de las Convenciones de La Habana. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate


Reunión Técnica de especialistas y directivos para la prevención y el enfrentamiento al virus del Ébola que se efectúa en el Palacio de las Convenciones de La Habana. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate


Reunión Técnica de especialistas y directivos para la prevención y el enfrentamiento al virus del Ébola que se efectúa en el Palacio de las Convenciones de La Habana. Foto: Ismael Francisco/ Cubadebate

Steve Ballmer y la vida después de Microsoft

Por Shira Ovide

LAGUNA BEACH, California—Nueve meses después de que Steve Ballmer se retiró de la presidencia ejecutiva de Microsoft, dos cosas han quedado claras: aún conserva su gran entusiasmo por el gigante del software y le ha inyectado una exorbitante dosis de esa emoción a su nueva pasión: los Clippers de Los Ángeles.

Ballmer cerró la conferencia de tecnología global WSJD Live el miércoles con una discusión amplia e impactante sobre cómo le está infundiendo tecnología al equipo de la NBA, por qué Microsoft hizo lo correcto al invertir en la fabricación de hardware informático y sus estudios de hebrero en preparación para un bar mitzvah. En un momento, Ballmer incluso cantó algunas estrofas de una canción pop de Fergie.

Aunque Ballmer dijo que está “cansado de mirar a su pasado” de 14 años como presidente ejecutivo de Microsoft, sí dijo que dejó la empresa con las herramientas necesarias para tener éxito, incluyendo un gran colchón de efectivo, un equipo “increíble” que está trabajando en hardware de computación como la tableta Surface, y líneas de negocios fuertes como productos en nube y tecnología de negocios.

“La pregunta de verdad ahora es qué hará mi sucesor con esto en el futuro”, dijo Ballmer, en referencia al presidente ejecutivo Satya Nadella. En el tema del futuro de Microsoft, Ballmer dijo que era “extremadamente optimista”.

Ballmer reconoció que tiene miles de millones de razones para seguir de cerca a Microsoft. Su 4% en la empresa, una participación valorada en alrededor de US$15.000 millones, lo convierte en el accionista individual más grande en Microsoft y representa cerca de 75% de su patrimonio neto, señaló. Ballmer sostuvo que escuchó la reciente conferencia telefónica de Microsoft con analistas sobre sus resultados trimestrales, y tuvo tiempo para hacer preguntas en otra teleconferencia que Microsoft ofrece a sus accionistas más grandes.

Durante la entrevista, Ballmer se inclinó al filo de su asiento varias veces cuando respondió preguntas de personas que dijeron que eran hinchas de los Clippers o portadores de entradas para los partidos de toda la temporada de la NBA, que empezó el martes y que dura hasta aproximadamente principios de junio. En algún momento, le dijo a un fan de los Clippers que estuviera pendiente de un nuevo anuncio del equipo esta semana, y que le mandara un e-mail si pensaba que el comercial no era “cool”.

Comprar el equipo de la NBA estaba en su lista de cosas a las que quería dedicarse tras retirarse de Microsoft, dijo Ballmer. (Dice que también se está preparando para su bar mitzvah, un ritual judío que los varones usualmente hacen cuando bordean los 13 años. Ballmer tiene 58).

Dijo que no estaba seguro si iba a conseguir comprar un equipo de la NBA luego de esfuerzos previos para comprar uno y mudarlo al área de Seattle. “Este funcionó de una manera colosalmente mejor de la que había esperado”, dijo.

Los Clippers, por los que Ballmer pagó US$2.000 millones este año, estuvieron disponibles porque la liga se vio forzada a vender el equipo luego de que salieran a la luz grabaciones en las que el ex dueño del equipo hizo comentarios racistas.

Ballmer dijo que estaba ocupado inyectándole nuevos tipos de tecnología al estadio de los Clippers y al entrenamiento. Contó que el entrenador del equipo, Doc Rivers, se encargó de revisar nuevas luces que instaló en el estadio, para asegurarse de que la iluminación no perjudicara la visibilidad de los jugadores al momento de hacer tiros a la canasta.

“¡Quiero ganar muchos partidos!”, dijo Ballmer en su familiar manera de hablar que es casi como si estuviera gritando. “Y ganar un poquito de dinero”, añadió más suavemente.

Conferencia Magistral en la Cátedra Raúl Prebisch de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo — UNCTAD. Presidente Rafael Correa

Conferencia Magistral en la Cátedra Raúl Prebisch de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo — UNCTAD

«Ecuador: El desarrollo como proceso político»

Ginebra, 24 de octubre de 2014

SALUDO

Gracias por invitarme a la decimoquinta edición de la Cátedra Prebisch, que forma parte de las celebraciones por el quincuagésimo aniversario Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo, UNCTAD.

Hace 50 años, las Naciones Unidas crearon esta Conferencia para que se encargue del tratamiento de los temas de comercio, desarrollo, finanzas, inversiones, ciencia y tecnología; y su primer Secretario General fue Raúl Prebisch, en honor de quien se creó esta Cátedra.

Poder hablar sobre “El desarrollo como proceso político”, en un foro académico de importancia mundial como la Cátedra Prebisch, es un gran privilegio; y lo agradezco doblemente, porque me permite regresar, aunque sea momentáneamente, a la Academia, que es mi espacio predilecto, y hacerlo desde mi especialidad que es justamente la economía política y el desarrollo.

EL DESARROLLO COMO PROBLEMA POLÍTICO

Dicen que Cristóbal Colón fue el primer economista ya que cuando partió, no sabía a dónde iba, cuando llegó, no sabía dónde estaba, y todo fue pagado por el gobierno. En todo caso, si él mismo hubiera sido economista o si un economista hubiese venido con él, habría concluido que lo que hoy llamamos América Latina se iba a desarrollar más exitosamente que América del Norte. Si bien en ambas regiones abundaban los recursos naturales, en el sur ya existían sociedades bastante consolidadas como los incas, mayas y aztecas, con sorprendentes conocimientos tecnológicos.

Este es uno de los grandes enigmas del desarrollo. ¿Por qué la América al norte del río Grande se desarrolló y la del sur no? Las respuestas son múltiples y complejas, pero sin duda, una de esas respuestas es el tipo de élites que dominaron y dominan a América Latina.

El desarrollo es básicamente un problema político. El punto de partida, la pregunta clave es quién manda en una sociedad: ¿las élites o las grandes mayorías?, ¿el capital o los seres humanos?, ¿el mercado o la sociedad?

El mayor daño que se ha hecho a la economía es haberla desvinculado de su naturaleza original de economía política. Nos han hecho creer que todo es un tema técnico, y sin considerar las relaciones de poder dentro de las sociedades, nos han convertido en funcionales a los poderes dominantes. Parafraseando al gran economista John Kenneth Galbraith, aquel economista que no analiza cuestiones de poder es un completo inútil.

Prebisch, como profesor de Economía Política, lo sabía, y ya decía hace 30 años que “estamos viviendo en un sistema de acumulación y distribución del ingreso que es el resultado de choques de fuerzas y relaciones de poder y no un plan racional de distribución de estos recursos en función de las necesidades colectivas”.

Muchos académicos al fin nuevamente están “descubriendo” que el desarrollo es un problema básicamente político. Un interesante análisis de las consecuencias del dominio de las élites y las instituciones que crean para su propio beneficio ha sido hecho por Daron Acemoğlu, profesor del MIT, y James Robinson, profesor de la Universidad de Harvard, en su libro best seller “¿Por qué fracasan los países?”, en el que —con un acertado aunque tardío enfoque institucionalista y de economía política—, demuestran que las instituciones, políticas y programas de un país dependen de quién ostente el poder, aunque les hubiera bastado leer a Frédéric Bastiat, pensador francés que hace doscientos años ya denunciaba que, cito: “Cuando el saqueo se convierte en un modo de vida para un grupo de hombres que viven juntos en sociedad, ellos crean para sí mismos en el tiempo, un sistema jurídico que lo autoriza y un código moral que lo glorifica”.

Las instituciones, políticas y programas de un país, dependen de quién maneja el poder, y América Latina ha estado históricamente dominada por élites que excluyeron de los beneficios del progreso a las grandes mayorías.

LOGROS

La pobreza en América Latina es fruto de la inequidad, y ésta, a su vez, consecuencia de las perversas relaciones de poder, donde pocos dominan todo.

Cambiando esas relaciones de poder al servicio de las grandes mayorías y a través de procesos profundamente democráticos, somos el país de Latinoamérica que más reduce desigualdad, habiendo disminuido en 8 puntos la concentración del ingreso medido por el coeficiente de Gini, reducción 4 veces superior al promedio de América Latina, una de las pocas regiones en el mundo que está disminuyendo desigualdad.

En los últimos 7 años hemos crecido más que el promedio latinoamericano. Mientras la región creció al 3.4% nosotros logramos un crecimiento promedio del 4.3%, aún en medio de la crisis de 2009 que condujo a toda América Latina a decrecer en 2 puntos porcentuales.

Ese crecimiento se dio sin tener moneda nacional, porque —como probablemente muchos de ustedes conozcan— después de la crisis del 99 nos se les ocurrió mejor idea a nuestras élites eliminar la moneda nacional y adoptar como moneda de curso legal el dólar de Estados Unidos. Ustedes saben que un tipo de cambio extremo, como la dolarización, es recesivo; pese a aquello en Ecuador logramos crecer en la crisis de 2009 crecimos 0.6% y el promedio de crecimiento del Ecuador ha sido sustancialmente más alto que el promedio de la región.

Como consecuencia del crecimiento económico y disminución de la desigualdad, también somos de los tres países latinoamericanos que más reducen pobreza. En el periodo 2006-2013, la pobreza ha caído de 37.6% a 25.6%, y la extrema pobreza —por primera vez en la historia— se ubica en menos de dos dígitos, al haber descendido de 16.9% a 8.6%.

Como ustedes saben, lo importante no solo es crecer ya que también puede haber un crecimiento empobrecedor, un crecimiento con desempleo o un crecimiento basado en recursos naturales no renovables que se van fuera del país. El nuestro, ha sido un crecimiento pro-pobres, pro-equidad y pro-empleo.

En la etapa de desarrollo en la que se encuentra Ecuador y la mayoría de países latinoamericanos, el mejor indicador de la bondad de las políticas económicas, no es la tasa de crecimiento, peor aún barbaridades como el riesgo país, que es una novelería en función de lo que yo llamo “el imperio del capital”, porque todo esto beneficia al capital y sobre todo al capital financiero. El riesgo país mide la capacidad y voluntad de un país para atender el pago de su deuda externa y no la calidad de las políticas económicas del mismo. Y de ninguna manera es lo mismo.

Para un país con el desarrollo relativo del Ecuador, el indicador principal de la calidad de las políticas económicas es la disminución de la pobreza, y especialmente, de la pobreza extrema.

Ecuador también es una de las economías latinoamericanas con más baja tasa de desempleo, 4.15% para finales de 2013, destrozando la economía ortodoxa, pues en lugar de reducir salarios y sacrificar derechos laborales para supuestamente generar empleo, los hemos incrementado, y en estos momentos tenemos los salarios reales más altos de la región andina y hemos terminado con mecanismos de explotación como la “tercerización laboral”, que permitía a una empresa contratar a través de una tercera empresa a sus trabajadores, y así eludir cualquier responsabilidad patronal. Por ejemplo, la más grande empresa cementera del país declaraba en un juicio laboral en el año 2007 que… ¡no tenía trabajadores! 

Durante la larga y triste noche neoliberal, con el argumento de ganar competitividad, la gran sacrificada fue nuestra clase trabajadora, con la caída de los salarios reales y con mecanismos de explotación laboral eufemísticamente llamados “flexibilización laboral”, en países que mantenían altas tasas de desempleo y que ni siquiera contaban con un seguro de desempleo.

Esto profundizó la terrible distribución primaria del ingreso entre trabajo y capital, una de las principales fuentes de desigualdad en América Latina. En Suecia, por cada dólar generado, 35 centavos van al capital y 65 al trabajo, pero en Ecuador esa distribución es exactamente la inversa a favor del capital.

Esta situación siempre ha sido difícil de cambiar por el dilema de: mal con ellos por la explotación laboral, pero peor sin ellos por el desempleo.

En Ecuador resolvimos este dilema con medidas creativas e inéditas. En nuestra legislación siempre ha existido el salario mínimo, pero nosotros introdujimos otra categoría: el salario digno, definido como aquel que permite a una familia salir de la pobreza con su ingreso familiar. Se puede pagar el salario mínimo para evitar un mal mayor, el desempleo, pero con la nueva legislación, ninguna empresa puede declarar utilidades si no paga el salario digno hasta al último de sus trabajadores.

Pese a que algunos pronosticaron el fin de nuestro sector productivo, los efectos de esta medida han sido asombrosos y han superado nuestras expectativas. Desde su implementación, en el año 2011, empezaron a subir los salarios promedios, y ya este año, sin trauma alguno, el salario mínimo igualó al salario digno. Para nosotros el trabajo humano tiene supremacía sobre el capital, pero, a diferencia del socialismo tradicional que proponía abolir la propiedad privada, utilizamos instrumentos modernos —y algunos inéditos— para eliminar las tensiones entre capital y trabajo.

La forma más digna y sostenible de enfrentar el problema de la pobreza es la generación de trabajo de calidad, con buenos salarios y seguridad social, seguridad social cuya cobertura se ha duplicado, pasando del 26 al 43% de la población económicamente entre 2007 y 2013, pero todavía falta mucho por hacer en este sentido.

Al inicio de nuestro gobierno, gracias a un manejo inteligente y de muchísima rigurosidad técnica, logramos recomprar gran parte de nuestra deuda externa a valor de mercado, es decir, a cerca de un tercio de su valor nominal, con lo cual el servicio de la deuda externa se redujo del 24% del Presupuesto del Estado en el 2006 al 5.3% en el 2013.

También renegociamos los contratos petroleros llamados “de participación”, establecidos en los años noventa cuando el precio del barril bordeaba los 16 dólares, donde el Estado recibía apenas 4 o 5 dólares por barril. Cuando los precios del petróleo se dispararon, las ganancias de las compañías petroleras se volvieron multimillonarias. Ahora tenemos contratos de “prestación de servicios” donde ocurre exactamente lo contrario: se paga una tarifa fija por barril a la petrolera en función de una razonable rentabilidad y el resto, no importa el precio, va para el dueño del recurso que es el pueblo ecuatoriano.

Gracias a un gran esfuerzo de eficiencia recaudatoria y lucha contra la evasión, se ha triplicado la recaudación de impuestos, incluso reduciendo o eliminando algunos de ellos. La presión fiscal, que mide la relación entre ingresos tributarios y Producto Interno bruto, ha pasado de 15.5% en el 2006 a 20.8% en el 2013, alcanzando el promedio latinoamericano, pero aún muy por debajo del promedio de los países de la OCDE [Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos], que llega al 31.1%. Esto nos ha permitido tener el mayor nivel de inversión pública de América latina, un 15.7% del PIB para el año 2013, mientras que el saldo de la deuda pública frente al PIB fue de apenas el 24%.

La inversión pública ha generado grandes transformaciones en vialidad, puertos, aeropuertos, telecomunicaciones, generación eléctrica, en el propio sistema de justicia, en seguridad ciudadana y en competitividad sistémica en general.

Es gracias a esta inversión pública que Ecuador es el país que más asciende en el ranking de competitividad con 15 puestos de incremento entre el 2012-2013 de acuerdo al Foro Económico Mundial.

Se llegó a tal fundamentalismo de satanización de la inversión pública que se la ilegalizó —aunque no lo crean— con las famosas leyes, eufemísticamente llamadas “de prudencia y transparencia fiscal”, impuestas por el Fondo Monetario Internacional y el Banco Mundial en toda nuestra América. En el caso ecuatoriano esa ley permitía un máximo de 3.5% en términos reales de crecimiento del gasto público por año, excepto para el servicio de la deuda. Esto significaba que, por ejemplo, si Bill Gates donaba diez mil millones de dólares al Ecuador, era ilegal invertirlos.

¿Cuál era la economía política detrás de estas barbaridades, presentadas como medidas técnicas? Tenían como objetivo dos fundamentos de política económica: primero, que todo tenía que ser hecho por el sector privado, minimizando el sector público; y segundo, que todo excedente fuera para el servicio de la deuda, para garantizar el pago de la deuda externa.

La renegociación de la deuda externa, de los contratos petroleros y el incremento en recaudación de impuestos también nos ha permitido liberar importantes recursos para pagar la deuda fundamental: la deuda social. Mientras que en el 2006 se destinaba 4.8% del Producto Interno bruto para el sector social, en el 2013 se destina casi el 11.4%.

Esto es importante, queridos amigos: el destino de los recursos sociales demuestra las relaciones de poder al interior de una sociedad, y los datos nos demuestran claramente, incuestionablemente, que antes en Ecuador mandaban los acreedores, los banqueros, las burocracias internacionales, y que ahora manda el pueblo ecuatoriano.

Tenemos logros sociales que nos llenan de orgullo, por ejemplo, estar a la vanguardia a nivel regional y mundial en políticas de inclusión de personas con discapacidades, entre los cuales hemos logrado prácticamente el pleno empleo. Esto ha sido, básicamente, gracias al impresionante trabajo realizado por nuestro ex vicepresidente, compañero Lenín Moreno.

De acuerdo al índice de desarrollo humano de las Naciones Unidas, Ecuador ha pasado del grupo de desarrollo humano medio, al grupo de desarrollo humano alto.

La consecuencia lógica de estos logros es la estabilidad política del país. Después de la terrible crisis ecuatoriana de 1999, fruto de la desregulación financiera de 1994, en pleno auge neoliberal, y que todavía estamos pagando, la inestabilidad era tal que, hasta el año 2007, ningún gobierno había podido acabar su período. En 10 años tuvimos 7 presidentes. Ecuador era el ejemplo de todo lo malo.

Hoy, Ecuador es uno de las democracias más estables del continente. Desde el año 2006, la Revolución Ciudadana ha ganado diez procesos electorales de manera consecutiva, entre ellos dos elecciones presidenciales en una sola vuelta, algo impensable en la realidad ecuatoriana.

Como ustedes ven, se ha consolidado enormemente la democracia formal, pero también la democracia real, aquella de acceso a derechos, igualdad de oportunidades, condiciones dignas de vida.

Ese es el llamado “milagro ecuatoriano”, aunque en desarrollo no existen milagros. Los impresionantes cambios ocurridos son consecuencia básicamente del cambio en las relaciones de poder.

Ahora en Ecuador, pese a todos nuestros problemas, manda el pueblo ecuatoriano…

CRISIS MUNDIAL

Pero también a nivel mundial estamos dominados por los intereses del gran capital, lo que podemos llamar “el imperio del capital”, especialmente el capital financiero.

En el 2008, nuevamente la falta de regulación, supervisión y capacidad de intervención sobre el sistema financiero internacional, principalmente en Estados Unidos, resultó en una de las mayores crisis económicas y políticas de las últimas décadas.

La crisis significó la reducción del valor de los activos de la clase media, principalmente sus viviendas, pero paradójicamente, luego de la crisis, las fortunas de los más ricos y las ganancias financieras de los bancos se encuentran en un nivel récord, mientras los ingresos de las familias apenas han recuperado su valor previo a la crisis.

Eso es lo que está también en la raíz de la crisis europea: todo está en función del capital financiero. Con la complicidad de la supuesta ciencia económica y de las burocracias financieras internacionales, nos disfrazan ideología como ciencia.

Se repiten las recetas caducas de austeridad en contra del ser humano y a favor del capital. Se persiste en aplicar las políticas “hooverianas”, llamadas así en referencia al presidente norteamericano Herbert Hoover quien, en los inicios de la Gran Depresión norteamericana, entre finales de los veinte y comienzo de los treinta del siglo pasado, profundizó la crisis con esta clase de medidas.

¿Por qué no se hace lo obvio? ¿Por qué se repite lo mismo de lo peor? Porque el problema no es técnico, sino político. El problema es la relación de poder. La solución de la crisis pasa por recuperar el control de los ciudadanos sobre el capital y de la sociedad sobre los mercados. La solución de la crisis es básicamente un problema político.

EDUCACIÓN SUPERIOR, CIENCIA, TECNOLOGÍA E INNOVACIÓN

El problema del desarrollo es que exige muchas condiciones necesarias, pero ninguna suficiente. Puede ser que el poder esté en las manos de las grandes mayorías, que se logre obtener una distribución más equitativa de los recursos sociales, pero que sólo haya miseria para distribuir. En consecuencia, el talento humano, la ciencia, tecnología e innovación, como generadores de capacidades y riqueza, son también fundamentales para el desarrollo.

Para nosotros, la educación como derecho y generadora de talento humano, es lo más importante. En valores absolutos ahora se invierten 4.3 veces más en educación que antes de nuestro gobierno. Pero también en salud invertimos 4.5 veces más.

Gracias a las grandes inversiones públicas realizadas con la construcción y repotenciación de unidades educativas y especialmente a la eliminación de barreras de acceso a la educación, hemos cumplido, con dos o tres años de anticipación, algunas de las metas del milenio propuestas por Naciones Unidas [los Objetivos de Desarrollo del Milenio] para el año 2015, como es el caso de la matrícula universal en educación básica.

Para nosotros, la base de la propia democracia es una educación pública de excelente calidad, acceso masivo y absolutamente gratuita.

Finalmente, estamos consolidando una cultura de calidad y excelencia donde las evaluaciones de instituciones, profesores y estudiantes son permanentes.

Tenemos un convenio, único en el mundo, con la organización suiza “Bachillerato Internacional”, para que, en 2017, quinientas instituciones educativas públicas sean certificadas y puedan otorgar títulos internacionales de bachillerato. Ya están en proceso de acreditación 220. Esto es algo sin precedentes; en toda la historia del país había tan solo 17 escuelas públicas con bachillerato internacional.

Pero la clave de la calidad educativa son los maestros. Se han incrementado sustancialmente los salarios de los docentes y a través de la nueva Universidad Nacional de Educación (UNAE) se busca elevar el nivel académico de maestras y maestros.

En Ecuador hemos adoptado una política nacional agresiva para promover la ciencia, tecnología e innovación, más aún cuando uno de los problemas más graves del país sigue siendo la baja productividad de su economía.

No estamos cayendo en la trampa del absolutismo tecnológico, en el cual toda la sociedad tiene que organizarse en función de las necesidades tecnológicas. Se le atribuye a Albert Einstein la lapidaria reflexión: “Temo el día en que la tecnología supere a la interacción humana. El mundo tendrá una generación de idiotas.” 

Pero tampoco creemos en el infantilismo primitivista, según el cual la premodernidad es equivalente al Buen Vivir y la miseria es parte del folklor. No sólo eso: estos fundamentalismos, que rayan en la irresponsabilidad, se vuelven funcionales de la nueva e injusta división internacional del trabajo, como veremos más adelante.

Con la impresionante generación de conocimiento a nivel mundial, los países que no generamos conocimientos, seremos cada día más ignorantes en términos relativos y más dependientes de lo que producen otros. Por estos motivos, la educación superior ha sido uno de las preocupaciones centrales de nuestro gobierno, y a lo largo de estos 7 años aumentamos las asignaciones presupuestarias para Educación Superior, del 1.1% al 2% de su Producto Interno Bruto, más del doble del promedio de América Latina —que es 0.8%— y superior al promedio de los países de la OCDE, que es alrededor del 1.7%.

En Ecuador, entre 1992 y 2006, es decir, en la larga y triste noche neoliberal y en apenas 14 años, se crearon 45 universidades para llegar a un total de 71 a nivel nacional. Formalmente, eran instituciones sin fines de lucro, pero en realidad eran de lucro sin fin, y por su pésimo nivel académico y nivel de improvisación y precariedad, eran llamadas “universidades de garaje”. Gracias a nuestras leyes se pudo realizar una evaluación profunda de todas las universidades; como resultado, 14 de ellas que no merecían ese nombre fueron cerradas.

Quiero decirles que este es un desafío de toda América Latina. Mejorar la calidad universitaria. No existe ninguna universidad latinoamericana entre las 100 mejores del mundo.

Como alternativa a las universidades cerradas, impulsamos la educación técnica y tecnológica, y vamos a invertir más de 300 millones de dólares para fortalecer y construir docenas de institutos técnicos estratégicamente ubicados y articulados al sector productivo.

Ecuador actualmente tiene casi 10.000 becarios alrededor del mundo, la mayoría de ellos matriculados en programas de maestría y doctorado en las mejores universidades del planeta. Esto representa la mayor inversión —con respecto al Producto Interno Bruto— en becas en toda América Latina. En los últimos siete años, hemos otorgado más becas que las entregadas en toda la historia de Ecuador antes de nuestro gobierno. La mayoría de estos becarios se convertirán en profesores universitarios.

No obstante las mejoras en calidad educativa, hemos logrado duplicar la matrícula de los sectores más pobres de la sociedad y de las poblaciones históricamente excluidas, particularmente indígenas y afroecuatorianos. De acuerdo a la Comisión Económica para América Latina (CEPAL), Ecuador se ha convertido en el país con el porcentaje de matrícula más alto para el quintil más pobre de su población, en comparación con los países de la región. Así se ha destruido la clásica disyuntiva entre equidad y calidad. Ambos principios se pueden conjugar armónicamente, y este juego de suma cero es esencialmente una falacia. Esto lo hemos logrado por medio de la garantía constitucional de la gratuidad en la educación superior, por el amplio programa de ayuda financiera, y sobre todo por el nuevo Sistema Nacional de Nivelación y Admisión para la educación superior.

Finalmente, hemos creado 4 nuevas universidades públicas de nivel mundial en áreas disciplinares claves para el desarrollo del país: ciencias duras, bioconocimiento, docencia y artes.

CAMBIO CULTURAL

Acemoğlu y Robinson (los autores mencionados antes), no solo omiten sino que, expresamente desechan el factor cultural como determinante para el desarrollo, centrándose simplemente en un conjunto predeterminado de instituciones formales, independientes del contexto cultural, temporal y de restricciones externas. Supuestamente existe el mismo set óptimo de instituciones para Ecuador o para Suiza. Esto es un grave error. Pocas cosas hay tan importantes para el desarrollo como el cambio cultural. Ya que todos nuestros actos están determinados por el marco cultural, entendido como el conjunto de ideas, creencias, visiones y valores transmitidos socialmente.

La cultura provee de instituciones informales que frecuentemente dominan a las formales.

El enfoque cultural para explicar el desarrollo ha sido utilizado por lo menos desde 1905, con Max Weber en su libro “La ética protestante y el espíritu del capitalismo”, y es claro que una cultura de la innovación, de saber asumir riesgos, con responsabilidad y excelencia, superando paternalismos y victimizaciones, propende al desarrollo y a la misma generación de tecnología e innovación.

Toda sociedad y cultura tiene sus valores y antivalores. Por ejemplo, tal vez por la dureza de vida, creo que un latinoamericano está mucho más preparado que un norteamericano para soportar situaciones extremas. De esta forma, si un norteamericano y un latinoamericano se pierden en la selva, probablemente después de un año será este último el que sobreviva. El problema está en que si se pierden en la misma selva 200 norteamericanos y 200 latinoamericanos, después de un año los primeros ya tendrán su escuelita, sus cultivos, incluso su iglesia… ¡mientras que los latinoamericanos seguirán discutiendo quién es el jefe! 

Esa acción colectiva organizada, planificada, ya sea por solidaridad o interés, todavía está en ciernes en Latinoamérica. Somos los campeones en hablar de solidaridad, la minga, la comunidad… pero para eso también hay que ser eficientes. Les pongo un ejemplo: si en Latinoamérica se nos incendia una casa, los vecinos, con toda el alma se organizan para cargar el balde de agua y tratar de apagar el incendio. Finalmente no lo logran hacer, se quemó la casa, pero ¡cuánta solidaridad, cuánta minga, cuánta vida comunitaria! Los anglosajones pagan un impuesto, tienen un cuerpo de bomberos profesional. Se empieza a incendiar una casa, van los bomberos, apagan el incendio, nadie habló de solidaridad, pero se salvó la casa.

Algo que admiro mucho del mundo anglosajón es su pragmatismo y sentido de responsabilidad. Si alguien comete un error, se realiza el análisis correspondiente, se aplican las sanciones del caso, y, sobre todo, se toman los correctivos para que no vuelva a ocurrir el evento. Si en América Latina se comete un error, le vamos a tirar piedras a la embajada de Estados Unidos. Es decir, la culpa jamás es nuestra, siempre es de los demás, y de esta forma no establecemos responsabilidades, peor correctivos, y, como dice Einstein, si hacemos siempre las mismas cosas, obtendremos los mismos resultados.

Esto fue agravado por una mal entendida Teoría de la Dependencia: si somos pobres porque ellos son ricos, nosotros somos los buenos y son ellos los que tienen que cambiar.

Siguiendo con mi ejemplo de los latinoamericanos perdidos en la selva, ante la evidencia de retraso, haremos de los vicios virtudes, y diremos que ellos pueden ser más ricos, pero nosotros fuimos más democráticos. Sin embargo, al primer descuido, muchos escaparán a vivir al barrio anglosajón…

Esta ausencia de autocrítica y voluntad de cambio es especialmente grave en los hermanos indígenas, sin duda víctimas de injusticias históricas. La simpatía, solidaridad e indignación por la exclusión de siglos nos lleva frecuentemente a la idealización del mundo indígena, sobre todo desde Europa. Este es un grave error.

Las víctimas no necesariamente tienen supremacía moral sobre los no victimizados; el haber sido objeto de graves injusticias no hace a nadie más sabio que el resto; y, finalmente, el haber sido víctimas no les exime de responsabilidad en su situación actual.

Esta victimización y el correspondiente paternalismo han inmovilizado a nuestros pueblos ancestrales y, probablemente, es la peor forma de racismo, porque tiene que ver mucho con subestimar las capacidades de dichos pueblos.

Se hacen apologías de la resistencia, pero no a la afectación de los derechos, sino resistencia al cambio. Se hace de la inmovilidad una virtud. Se pretende que todo cambie sin cambiar nada, y eso es sencillamente imposible. Y lo más grave, frecuentemente se cree la miseria es parte de la cultura. El desafío para nuestros pueblos ancestrales es cambiar para superar la pobreza, sin perder nuestra identidad.

Lamentablemente, ciertos antivalores culturales pueden prevalecer como mecanismos de retraso y subdesarrollo.

RESTRICCIONES EXTERNAS

Además de la necesidad de cambios en las relaciones de poder internas de una sociedad, se requieren cambios en las relaciones de poder a nivel internacional, ya que existen sin lugar a dudas importantes restricciones externas, neodependentismo y neocolonialismo que impiden el desarrollo de nuestros pueblos.

Esto es otra dimensión absolutamente ausente en el análisis de Acemoğlu y Robinson, pero fue considerado explícitamente desde la postguerra por la escuela estructuralista latinoamericana, donde nuevamente Raúl Prebisch, evidenciando el rol que nos había otorgado desde nuestras independencias la división internacional del trabajo, demostró el intercambio desigual expresado en el deterioro de los términos de intercambio, todo lo cual derivó en la estrategia de industrialización sustitutiva de importaciones.

Decía Prebisch: “Los países del tercer mundo han caído en un estado de dependencia del primer mundo, convirtiéndose en productores de materias primas en una relación de centro-periferia con sus metrópolis. Para que estos países puedan entrar en una senda de desarrollo sostenido se haría necesario que se les permitiera un cierto proteccionismo en el comercio exterior y estrategias de substitución de importaciones”.

NUEVA DIVISIÓN INTERNACIONAL DEL TRABAJO

Esta clásica división del trabajo probablemente ha sido parcialmente superada, pero hoy imperan nuevas e igualmente injustas formas de división internacional del trabajo.

Si antes los países subdesarrollados producíamos materias primas y los países hegemónicos bienes industriales de alto valor agregado, ahora los países desarrollados generan conocimiento que privatizan y nosotros bienes ambientales de libre acceso.

El conocimiento en general es un bien público, es decir, técnicamente hablando no hay capacidad de exclusión ni rivalidad en el consumo. Lo más fácil es copiar un software; no se lo copia porque está patentado, hay que pagar regalías y uno puede ser sancionado, esto es, se ponen barreras institucionales. Por otro lado, si yo utilizo el software, cualquier otro también lo puede utilizar, es decir, no hay rivalidad en el consumo.

Privatizar un bien público a través de medidas institucionales como las patentes es perjudicial para la sociedad como un todo, porque si no hay rivalidad en el consumo, mientras aumente el número de personas que disfrutan de este bien ya creado, mayor será el bienestar social. Esta es una de las famosas “fallas del mercado”. Un ejemplo dramático de la privatización del conocimiento y de la exclusión forzada, es el alto costo de ciertas medicinas.

El principio, aparentemente pragmático, de la privatización del conocimiento, además de su ineficiencia social, no es otra cosa que el sometimiento de los seres humanos al capital.

Hay maneras más eficientes de incentivar la producción de conocimiento. Una alternativa es una mayor participación de la Academia y del mismo sector público. Otra alternativa es que el Estado compense la creación del conocimiento con fines de lucro, para ponerlo a disposición de toda la humanidad. El gran problema de todas estas alternativas es que tienden a socavar fundamentalismos ideológicos y el imperio del capital.

Pero mientras que son principalmente los países ricos los que producen ciencia y tecnología, nuestros países —los países de la cuenca amazónica— también producimos bienes públicos pero son bienes públicos ambientales, y en este caso, por todo el aire puro que genera la selva amazónica, pulmón del planeta sin el cual la vida humana sufriría un grave deterioro, los países de la cuenca amazónica no recibimos ninguna compensación; mientras que, a su vez, los mayores contaminadores globales no pagan absolutamente nada por consumir nuestros bienes ambientales.

Y se cree algunas veces que la producción, la generación de bienes ambientales no tiene costo. La realidad es que esa generación puede ser muy costosa, no en cuanto a costos directos, sino en lo que los economistas llamamos —y este es el costo relevante— el “costo de oportunidad”. Hoy muchos exigen —sin ninguna solvencia moral, dicho sea de paso—, que no se explote el petróleo de la Amazonia. Pero eso implica un costo inmenso por los ingresos no recibidos y por cada día que transcurre con un niño sin escuela, una comunidad sin agua potable, o gente muriendo por enfermedades perfectamente evitables, verdaderas patologías de la miseria.

Esta es la nueva división internacional del trabajo, y también es un problema político, de relaciones de poder a nivel internacional. Para ilustrar esto, imaginen por un momento si la situación fuera la inversa, y los generadores de bienes ambientales fueran los países ricos, y nuestros países fueran los contaminadores. Seguramente ya nos habrían hasta invadido para obligarnos a pagar una “justa compensación”… y todo en nombre de la civilización, de los derechos, etcétera.

Estimados amigos:

El orden mundial no es solo injusto, es inmoral. Todo está orientado a servir a los intereses de los más poderosos, y abundan los dobles estándares: los bienes públicos globales producidos por los países pobres, tales como los bienes ambientales, deben ser gratuitos, mientras que los bienes públicos producidos por los países hegemónicos deben ser pagados, con la imposición de barreras institucionales como las patentes.

Solo compensando los bienes ambientales habría una redistribución del ingreso sin precedentes a nivel mundial, pero este es nuevamente un problema de relación de poder, esta vez internacional.

Los grandes contaminadores no firman Kioto, pero en nuestros países hay cárcel si no pagas regalías por un producto patentado —todo en función del capital—. Dicho sea de paso: la cárcel por regalías es lo más cercano a la cárcel por deudas. En el Ecuador eliminamos la prisión por regalías y nos quieren sancionar en la OMC [Organización Mundial del Comercio]. Esas son las soberanías limitadas de nuestros países.

Lo más triste es que muchas veces los mismos países pobres participan con entusiasmo en estos mecanismos tan absurdos, y ni siquiera entendemos los instrumentos que se utilizan para mantenernos en el rol asignado por esta nueva división del trabajo. Por ejemplo, como manifiesta nuestro querido amigo Álvaro García Linera, Vicepresidente boliviano y uno de los más grandes pensadores latinoamericanos de nuestro tiempo, cito: “varias ONG's no son realmente Organizaciones NO Gubernamentales, sino Organizaciones de Otros Gobiernos en nuestro territorio, y el vehículo de la introducción de un tipo de ambientalismo colonial que relega a los pueblos indígenas al papel de cuidadores del bosque amazónico”.

Abunda en nuestros países un “ecologismo infantil”, que cree que superar el extractivismo es dejar de aprovechar nuestros recursos naturales no renovables. Eso es un suicidio social que llevaría al fracaso a cualquier proyecto político en el poder.

Esto lo debemos tener muy claro los latinoamericanos: la gran oportunidad para poder desarrollarnos con soberanía son nuestros recursos naturales. Gracias a la disponibilidad de recursos naturales podemos evitar la dolorosa etapa de explotación de la fuerza de trabajo que tuvieron que aguantar, por ejemplo, los países del sudeste asiático.

Cuando nuestros empresarios me reclaman porque tenemos los salarios más altos de la región andina, yo les respondo que también tenemos la energía más barata, y eso es gracias a nuestros recursos naturales no renovables.

Además, las posturas del “ecologismo infantil” nos hacen funcionales a la nueva e injusta división internacional del trabajo mencionada anteriormente, condenando a nuestra gente a la miseria, cuando Ecuador es un contaminador absolutamente marginal a nivel mundial.

Salir de la economía extractivista no es el infantilismo —rayano ya en la irresponsabilidad— de no aprovechar nuestros recursos naturales, sino movilizar los ingresos generados para desarrollar otros sectores de la economía, como lo estamos haciendo en el Ecuador.

Invirtiendo en talento humano, ciencia, tecnología e impulsando la innovación superaremos de forma inteligente, humana, soberana la economía extractivista. Debemos hacer uso del extractivismo para salir de él, para pasar de la economía de recursos finitos a la economía de recursos infinitos: aquella basada en el talento humano y el conocimiento, pero sin el absurdo de rechazar el aprovechamiento de nuestros recursos naturales y ser mendigos sentados en costales de oro, y sin someternos a esa injusta nueva división internacional de trabajo que nos quieren imponer.

Somos perfectamente conscientes de nuestras limitaciones como un país pequeño, y que no podemos cambiar un injusto orden mundial, pero tampoco vamos a aceptar pasivamente el papel que se nos ha sido asignado en la nueva división internacional del trabajo.

LA FALACIA DEL LIBRE COMERCIO

Estamos en la UNCTAD, la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo, y en esta dimensión comercial enfrentamos también restricciones externas, cuando se nos quieren imponer el aperturismo a ultranza. La idea de que el libre comercio beneficia siempre y a todos, es simplemente una falacia o una ingenuidad extrema más cercana a la religión que a la ciencia, y no resiste un profundo análisis teórico, empírico o histórico. Eso lo entendió muy bien Prebisch hace más de 60 años, y sus ideas están más vigentes que nunca. De hecho, la Estrategia ISI (Industrialización por Sustitución de Importaciones) fracasó no porque estuvieran mal los conceptos, sino por mala implementación.

En su extraordinario libro Kicking Away the Ladder: Development Strategy in Historical Perspective (del año 2002), Ha-Joon Chang, investigador coreano de la Universidad de Cambridge, demuestra cómo prácticamente todos los países desarrollados hicieron exactamente lo inverso de lo que hoy predican. Con respecto al libre comercio, establece que, muy por el contrario de lo que ahora se manifiesta: “la promoción de la industria infantil ha sido la clave del desarrollo de la mayoría de naciones, y las excepciones han sido solamente pequeños países en o muy cerca de la frontera tecnológica mundial, tales como los Países Bajos y Suiza”.

Incluso Chang demuestra, en una interesante revisión histórica, que fue Alexander Hamilton —y no Friedrich List, como normalmente se piensa—, quien en 1791, en su calidad de Secretario del Tesoro de Estados Unidos, presentó por primera vez en forma sistemática el argumento de la “industria infantil” para justificar el proteccionismo industrial de ese país frente al deseo librecambista del imperio dominante, que era Inglaterra. Solo cuando la supremacía industrial estadounidense fue absolutamente clara —después de la Segunda Guerra Mundial— Estados Unidos, al igual que la Inglaterra del siglo XIX, comenzó a promover el libre comercio, pese a haber adquirido esta supremacía a través de un intenso y nacionalista proteccionismo industrial.

En resumen, en la historia del desarrollo pocas cosas hay más extrañas y antihistóricas que el simplismo del libre comercio, y los países en desarrollo —sobre todo— debemos hacer lo que los países ricos hicieron cuando tenían nuestro nivel de desarrollo relativo, no lo que hacen ahora que son los campeones de competitividad a nivel mundial.

La existencia de un mercado internacional funcionando en un vacío de fuerzas y dando los correctos precios a todas las mercancías sigue siendo una fantasía, y como señala recurrentemente Paul Krugman (premio Nobel de Economía 2008) está claro que el clásico e idealizado modelo teórico para justificar el libre comercio ya no es válido. En la práctica, el simplismo de las ventajas comparativas como estrategia de desarrollo para los países más pobres, significa la negación de la mayoría de aquello que conocemos como desarrollo económico.

Hoy se habla mucho de globalización; pero se trata de una globalización que no busca ciudadanos globales, sino tan solo consumidores globales; que no busca crear una sociedad planetaria, sino tan solo mercados planetarios; y que, sin adecuados mecanismos de control y gobernanza, puede devastar países, como ya ha sucedido.

Se prioriza la liberación financiera y de mercancías, supuestamente con base en la Teoría de Mercado, es decir, la libre movilidad de factores y bienes para lograr la eficiencia, pero inconsecuentemente se criminaliza cada vez más la movilidad humana.

En realidad, es una globalización bajo el imperio del capital, y particularmente el financiero.

Pienso en la analogía de la globalización neoliberal con el capitalismo salvaje del siglo XVIII, cuando empezó la Revolución Industrial, cuando los obreros morían frente a las máquinas porque trabajaban siete días a la semana, doce, catorce y hasta dieciséis horas diarias. ¿Cómo se pudo frenar tanta explotación? Con la consolidación de Estados nacionales y a través de una acción colectiva que permitió poner límite a estos abusos y distribuir de mejor manera los frutos del progreso técnico.

Esa acción colectiva mundial no existe en la globalización neoliberal y se están produciendo excesos similares cuando, por ejemplo, para competir en los mercados globales, los países más pobres precarizan su fuerza laboral.

Solamente las transacciones cambiarias diarias en el mundo alcanzan por día cerca de cuarenta veces la producción anual de un país como Ecuador. La alta movilidad de capitales especulativos hace que las economías de países pequeños y abiertos sean como barquitos de papel enfrentando una verdadera tempestad. Parece imposible para países pequeños y en desarrollo tener estabilidad en crecimiento y en empleo.

De hecho, la alta movilidad de capitales es una de las características más criticadas de la globalización económica neoliberal, precisamente por la pérdida de las políticas nacionales, así como por los grandes destrozos que la especulación financiera internacional ha causado en los países en desarrollo. Crisis que frecuentemente no son consecuencia de acciones directas en los países que las sufren, sino que son producto de lo que hacen o dejan de hacer los demás países e incluso hasta del humor de los inversionistas internacionales.

Para reducir la volatilidad de capitales, muchos economistas, desde hace ya varios años, vienen denunciando la necesidad de poner arena en los ejes de la carreta de la globalización; es decir, determinadas barreras para disminuir la volatilidad de capitales. Por ejemplo, James Tobin (quien ganó el Premio Nobel de Economía en 1981) ya hace más de veinte años propuso la necesidad de establecer un impuesto a los flujos internacionales de capitales. El “impuesto Tobin” no solo tendría efectos en cuanto a disminuir la volatilidad de dichos flujos, sino que la recaudación generada podría servir para financiar proyectos de desarrollo. Por supuesto, dada la orientación de la globalización neoliberal, donde todo está en función del gran capital y sobre todo del capital financiero, estas propuestas han sido largamente obviadas. Se trata nuevamente del imperio del capital.

NEODEPENDENTISMO Y TIB

Pero existen otras clases de restricciones externas que enfrentamos los países en desarrollo y que la UNCTAD también debería tratar. Son formas nuevas de colonialismo, casos abiertos de neocolonialismo como esos atentados nuestras soberanías llamados Tratados de Protección Recíproca de Inversiones, donde el capital tiene más derechos que los seres humanos, y cualquier transnacional puede llevar a un país soberano a un arbitraje, sin siquiera tener que agotar todas las instancias jurídicas internas, de hecho sin acudir a ninguna. Si ustedes quieren acudir a instancias interamericanas de Derechos Humanos, tienen primero que agotar las instancias jurídicas nacionales, pero una transnacional, con estos tratados, puede llevar directamente a un Estado soberano a estos centros de arbitraje donde se han dado aberraciones terribles.

Estos tratados de Protección Recíproca de Inversiones impuestos en los años 90, en plena noche neoliberal, son un atentado a la soberanía de nuestros países.

El informe publicado por el Transnational Institute (TNI) y el Corporate Europe Observatory (CEO), titulado Cuando la injusticia es negocio, señala que un pequeño grupo de estudios jurídicos, árbitros y especuladores financieros internacionales alimenta interesadamente un auge del arbitraje que cuesta a los ciudadanos miles de millones de dólares y esos mismos grupos “cabildean en contra de toda reforma a favor del interés público”.

Una de las autoras del informe, afirma que “un grupo de árbitros usa su influencia para garantizar que las normas del sistema no dejen de beneficiar a los inversores y las demandas contra gobiernos sigan generando millones de dólares”.

Estamos organizando a todos los países perjudicados por las transnacionales, para unirnos en la lucha contra tanta explotación.

Ojalá que instancias como la UNCTAD puedan intervenir en esto, que es parte gravitante en un orden mundial tremendamente injusto e incluso inmoral.

INTEGRACIÓN

Aquí también tiene un rol fundamental la integración. Una de nuestras principales propuestas en UNASUR es la creación del centro de arbitraje de Sudamérica.

Separados, serán las transnacionales las que nos impongan las condiciones; unidos, seremos nosotros los que impondremos las condiciones al capital internacional.

Les repito: El orden mundial no solo es injusto, sino inmoral. Si algo he aprendido en estos cerca de ocho años como Presidente, es que al mundo lo dominan el capital y los intereses de los países hegemónicos, dominados también por dicho capital.

Mientras esta situación no cambie, tendremos democracias restringidas o abiertamente ficticias y falta de gobernabilidad nacional en los países más débiles, así como ausencia de gobernanza en el mundo.

En el siglo XXI el gran desafío de la humanidad es una lucha política que empieza por liberar a las grandes mayorías del dominio de las élites, por lograr la supremacía de los seres humanos sobre el capital, de las sociedades sobre el mercado y de nuestras naciones sobre los intereses de países hegemónicos y del capital transnacional.

La Patria Grande, como llamamos a nuestra América Latina unida, ya no es solo un sueño de nuestros libertadores, sino la mejor —y tal vez única— manera de obtener nuestra segunda y definitiva independencia.

Con la integración debemos buscar potenciar nuestras capacidades, y defendernos del neocolonialismo y del injusto orden mundial.

La Comunidad de Estados Latinoamericanos y del Caribe — CELAC es una gran oportunidad y esperanza, para tener nuestros propios espacios de procesamiento de conflictos regionales —y mantener la OEA, la Organización de Estados Americanos—, y como CELAC, los países latinoamericanos en bloque podamos a su vez procesar nuestros conflictos con América del Norte. El mundo del futuro será un mundo de bloques.

En UNASUR somos 500 millones de personas, en 17 millones de kilómetros cuadrados. Con solo unirnos podríamos conformar la cuarta economía más grande del mundo, con el 5.9% del PIB mundial, un tercio de las fuentes de agua dulce del planeta, con el primer lugar en la producción mundial de alimentos y con reservas de hidrocarburos para los próximos 100 años.

Dentro de UNASUR, la Nueva Arquitectura Financiera Regional es nuestra opción para resolver una de las más grandes paradojas de los países del sur: mientras tenemos depositados más de 760 mil millones de dólares de nuestros recursos en el primer mundo, seguimos dependiendo de préstamos externos y de inversiones extranjeras. Esto significa transferencia de liquidez y riqueza hacia los países más ricos del mundo. Debemos aprender a aprovechar nuestro ahorro y destinarlo a la inversión en nuestra misma Región. Para eso necesitamos del Banco del Sur y del Fondo del Sur.

Además, debemos tener mecanismos de intercambios compensados para minimizar el uso de monedas extraregionales y —por qué no— en el mediano plazo tener una moneda regional. Lo que es claro es que es un absurdo comerciar en una moneda extra regional, lo cual aumenta nuestra vulnerabilidad y transfiere riqueza al emisor de dicha moneda.

La integración también nos sirve para cambiar la injusta división internacional del trabajo, exigiendo compensaciones por la provisión de bienes ambientales, y unidos pasar a ser generadores de conocimiento.

La mejor forma de liberarnos del imperio del capital es la integración, para alcanzar desde cosas tan sencillas como salarios mínimos regionales que impidan la absurda competencia entre nuestros países en favor del capital transnacional y, hasta como bloque, incidir en el cambio del injusto e inmoral orden mundial.

Ecuador presidirá la CELAC el próximo año. Nuestra propuesta incluirá los siguientes ejes: la planificación de la integración; la Nueva Arquitectura Financiera Regional; la regulación al capital transnacional; y, de manera fundamental, la garantía de los Derechos Humanos.

Reafirmo, por mi parte, lo que manifesté al recibir la Presidencia pro-témpore de UNASUR: “Tal vez los europeos tendrán que explicar a sus hijos por qué se unieron, pero nosotros tendremos que explicarles a los nuestros por qué nos demoramos tanto”.

DESPEDIDA

Queridos estudiantes, amigas, amigos: 

Creo en el talento humano, con el cual se hace florecer los desiertos, y sin el cual se desertifica hasta el jardín más florido, como frecuentemente ha ocurrido en nuestra América. La educación es un derecho, pero también el mejor medio para alcanzar el Buen Vivir.

Creo firmemente en el poder transformador de la ciencia y la tecnología. Es más, en este poder, en esa ciencia y tecnología deposito gran parte de mi esperanza en el futuro del planeta, en la sostenibilidad de nuestro modo de vida, en la posibilidad de alcanzar el Buen Vivir para toda la humanidad.

Desde hace mucho tiempo considero que cualquier intento de sintetizar en principios y leyes simplistas —llámense éstas el materialismo dialéctico o el egoísmo racional— procesos tan complejos como el avance de las sociedades humanas, está condenado al fracaso. Y también estoy convencido de que los adelantos científicos y tecnológicos pueden generar mucho más bienestar y ser mayores motores de cambios sociales que cualquier lucha de clases o la búsqueda del lucro individual.

El desarrollo de la agricultura convirtió a la humanidad de nómada en sedentaria, la revolución industrial la transformó de rural en mayoritariamente urbana, y, mucho más recientemente, el espectacular avance de las tecnologías de la información transformó a las sociedades industriales en sociedades del conocimiento. Considero que los sistemas políticos, económicos y sociales que prevalecerán en el futuro, serán aquellos que permitan el mayor avance científico y tecnológico, pero también, y esto es muy importante, su mejor aplicación para el bien común.

Ecuador ha decidido fundamentar su desarrollo en la única fuente inagotable de riqueza: el talento humano, conocimiento e innovación, para alcanzar un desarrollo sostenible, pero también soberano.

Creo en la libertad individual, pero libertad sin justicia es lo más parecido a la esclavitud.

Y esa justicia no se logrará con una supuesta mano invisible que, como dice Joseph Stiglitz premio Nobel de Economía, por invisible nadie la ha visto. Por el contrario, la justicia se logrará con manos bastante visibles, la sociedad tomando conscientemente sus decisiones, es decir, por medio de procesos políticos.

No existe tal set de instituciones óptimas. Demasiada acción colectiva, mata al individuo, pero, de igual manera, demasiado individualismo mata a la sociedad, y ambos son necesarios para el Buen Vivir.

¿Hasta dónde ir? Este es el problema institucional que ha definido las ideologías de base en los últimos doscientos años. Los dos extremos, el Estado mínimo del neoliberalismo y el estatismo del socialismo clásico, han fracasado. Cada país deberá definir sus instituciones, hasta dónde llevar la acción colectiva, hasta dónde llevar el individualismo, de acuerdo a su realidad.

¿Cuál es el reto fundamental de esa acción colectiva?: La supremacía del ser humano sobre el capital y de la sociedad sobre los mercados. Uno de los grandes errores de la izquierda tradicional fue negar los mercados. Los mercados son una realidad económica. Pero una cosa es tener sociedades con mercado, y otra es tener sociedades de mercado, donde vidas, personas y la propia sociedad son una mercancía más. El mercado es un gran siervo, pero un pésimo amo.

Considero que la mejor forma de liberarnos del imperio del capital es la integración para alcanzar desde cosas tan sencillas como salarios mínimos regionales que impidan la absurda competencia entre nuestros países en favor del capital transnacional, hasta como bloque incidir en el cambio del injusto e inmoral orden mundial.

Estamos ahora en un nuevo tiempo en nuestra América. Hemos logrado sacudirnos del dominio de los tecnócratas obsecuentes, de la ciega ortodoxia que nos llevó a tocar fondo, y ahora nos atrevemos de nuevo a pensar, a generar nuestra propia agenda académica. Creo que Raúl Prebisch se sentiría muy contento: volvemos a tener pensamiento latinoamericano.

Muchas gracias a todas y a todos.

Rafael Correa Delgado
PRESIDENTE CONSTITUCIONAL DE LA REPÚBLICA DEL ECUADOR
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...